martes, 17 de agosto de 2010

Percusión

Martillazo, Martillazo,
MAR TI LLA ZO
Mi cabeza explota demasiado dolor,
cúmulo de ecuasiones por resolver,
una sola constante que me cautiva,
el resto, a la bandeja de reciclaje
o a la basura, da igual,
no perderé más tiempo en lo irremediable,
me enfocaré en el ahora...

11 comentarios:

Adolfo Payés dijo...

Me gusta. escribes muy bien.. las palabras fluyen y acarician en tus versos al leerlos..


Un abrazo
con mis
Saludos fraternos de siempre...

sebastian dijo...

muyyyyy bueno

Franziska dijo...

El enfocarse en el ahora es una huída pero, en buena lógica, es la única salida razonable. Corto pero intenso. Un abrazo.

Prado dijo...

Eso es zen. Ergo, lo apoyo. Un abrazo.

Miss Trudy dijo...

De acuerdo con Prado, eso es Zen. No hay como el ahora, ESTE momento.

Pablo Hernández M. dijo...

jajajaj... buena!.. cuando el spam de la vida nos ataca se nos atora la bandeja de entrada al alma

saludos

Batfink dijo...

Exactamente lo que deseo hacer en este instante:

Todo a la basura! SEEEEEE!!!!

Alondra dijo...

Te deseo suerte, yo me levanto cada día con esa idea, pero siempre en la noche, cuando hago resumen de la jornada tengo que volver a decir: mañana debo hacerlo...
Besitos tiernos

Adolfo Payés dijo...

Un placer poder re-leerte siempre..

Paso a decirte que el próximo poema , será distinto.. retomando tus palabras. espero te guste..

Un abrazo
Saludos fraternos..

marré dijo...

pum, pum, pum! los martillazos se disuelven, los caminos abren las puertas, el alejarse es una forma de acercarse, de curar, de sanar! Von voyage Feliña!

ÓNIX dijo...

Es lo mejor...

Enfocarse en el momento, en el ahora que a fin de cuentas, es lo que verdaderamente importa...

El pasado hay que dejarlo atrás y el futuro, bueno ese ya vendrá...

Saludos....