domingo, 9 de mayo de 2010

Como de 14...



Me sentí cuando te conoci y tus ojos se detuvieron sobre mi sonrisa,
enigmático momento que se detuvo para siempre en mi memoria,
mi piel enrojecida hacían resaltar mis ojos brillantes
que se fijaban solo en ti…

Como de 14 me sentí cuando nuestros labios se fundieron por vez primera,
tu sabor a bubble gum es imposible de diluirlo en otros aromas,
tu transpiración y la dilatación de tus pupilas me decian más
de lo que tus labios eran capaces de pronunciar….

Quisiera volar a ese momento en donde unos tintos de más
lograron decirme lo que nunca pudiste decirme de frente,
quisiera tomarte de la mano y saltar por un instante
de este mundo al que sigue, así como cuando teniamos 14...

6 comentarios:

EL CASTOR Y LA OVEJA dijo...

Muy bueno..., el problema es cuando se pierde esa sensación y te das cuenta que tu nene quedo atras...

Me gusta mucho lo que escribes, te dejo algo para soundtrack...

http://www.youtube.com/watch?v=favgoOn-U1I

Alondra dijo...

¿Qué seríamos sin esas sensaciones?
aunque no duren, al menos las sentimos...
Un abrazo

Andrea dijo...

Ahhh :O recaída segura al Síndrome de Peter Pan!!!

Saludos!

Anónimo dijo...

Eres inocentente aún, eso se valora!

Prado dijo...

sentirse joven es uno de los beneficios de querer. qué alegre. un abrazo enorme.

ÓNIX dijo...

Inocente o no... Lo que si está claro es que tienes aún esa sensación enigmática, difícil de olvidar y eso es fantástico...

Disfrutar de un amor como ese y recordarlo por siempre, merece no sólo este post sino un largo pensamiento... Fantástico...!!!

Besitos...!!!